Llamadas, consejos, nervios y prohibiciones: el turbulento presente de Sebastián Villa en Argentina

/ FOTO: CORTESÍA PARA EL PAÍS - COLPRENSA

Desde que se conoció el lunes la denuncia por agresión física contra Sebastián Villa, al delantero de Boca Juniors el mundo le cambió tan rápido como sus carrerones por la punta derecha cuando afrontaba cualquier partido.

Y es que lo que está afrontando hoy no es nada fácil. Corre el riesgo de ir a la cárcel por agredir a su expareja, Daniela Cortés, quien presentó moretones y cortes en su rostro, según ella, propiciados por el jugador.

Antecedente: Novia de Sebastián Villa lo denunció por agresión… él respondió y Boca se pronunció.

El día a día de Villa cambió por completo en Buenos Aires. No se entrena normalmente de manera virtual como lo hacen los demás jugadores de Boca. A su teléfono móvil entra cualquier cantidad de llamadas de familiares, amigos y abogados para un consejo, una recomendación y para enterarlo de cómo va su denuncia ante la justicia argentina.

La primera mala noticia que recibió este jueves fue la prohibición de salir de Argentina por solicitud del abogado de su expareja, Fernando Burlando, petición que fue aceptada por la juez que lleva el caso.

Sebastián Villa, jugador de Boca Juniors. / FOTO: TOMADA DE TWITTER.

Además de eso, Villa recibió otro duro golpe a cualquier esperanza de solucionar favorablemente la situación: le dijeron que su expareja, Daniela Cortés, se había ratificado en sus denuncias.

Es más, la colombiana decidió mantenerse en sus señalamientos, argumentando que teme por la vida de su familia y de su hija, y dijo que “yo sé cómo se manejan las cosas en Medellín”, explicando lo que puede producirse después de que Villa hablara con un sicario.

Lea también: Sebastián Villa asegura que la grave acusación de su pareja es un montaje.

De lo poco positivo que vivió este día el delantero colombiano esta la llamada que recibió del técnico de Boca, Miguel Ángel Russo. El entrenador lo aconsejó, se preocupó por su estado de ánimo, pero dejó en evidencia su inquietud por lo que  pueda decidir la justicia argentina.

/ FOTO: TOMADA DE TWITTER.

Villa tuvo que mudarse de la casa de Juan Fernando Quintero ya que tiene una orden de restricción hacia su pareja -son vecinos con el jugador de River -, y en un apartamento que hoy ocupa en una zona de Puerto Madero lo acompaña un colombiano del que pocas referencias se tienen.

Así es el día a día de Villa, un jugador que sonaba para llegar nuevamente a la Selección Colombia por su buen momento en Boca, y que estaba en carpeta para ser transferido al balompié europeo, pero una mala jugada lo tiene con un pie en la cárcel.

Con información de Colprensa – El País

Le puede interesar: Confunden a Sebastián Villa, el clavadista, y le dan palo en las redes por la grave denuncia contra su tocayo, el futbolista.