Lo mató para robarle y después le prendió fuego al local

Imagen de referencia para ilustrar la nota. /FOTO: ARCHIVO.

Por asesinar y luego incinerar el cuerpo de un comerciante el Juzgado 2 Penal del Circuito de Bello condenó a más de 17 años de prisión a Anderson Rodríguez Betancourth.

El macabro caso ocurrió la madrugada del 2 de junio de 2019 en el interior de una cigarrería ubicada en el barrio El Paraíso, municipio de Bello.

También le puede interesar: Seis personas murieron de manera violenta en 3 municipios de Antioquia; una de las víctimas fue abatida por la Policía.

Sobre las 4:07 a.m., una vecina se dio cuenta que del establecimiento comercial estaba saliendo humo e informó a los bomberos. Al llegar, los rescatistas encontraron el cuerpo de Manuel Tiberio Salazar Tobón, administrador del negocio, con lesiones en la cabeza y quemaduras de primer grado.

Tras la investigación, las autoridades establecieron que la víctima, un adulto mayor, de 69 años de edad, fue asesinado para robarle. Según la Fiscalía, Rodríguez Betancourth golpeó a Manuel, le hurtó 2 millones de pesos en efectivo y le prendió fuego al lugar para intentar borrar evidencias.

También puede leer: MinDefensa les salió al paso a quienes aseguran que la captura de Otoniel fue un montaje.

También encontraron que el inmueble donde funcionaba la cigarrería era de la madre de Anderson y que este había sido alquilado hace 2 meses al hermano de Tiberio.

La justicia cojea, pero llega

Días después, exactamente el 30 de julio de ese mismo año, Rodríguez Betancourth fue capturado por la Policía Nacional por los delitos de homicidio agravado, hurto calificado y agravado e incendio.

Luego de un poco más de 2 años, gracias al aval que el juez le dio a un preacuerdo hecho entre la Fiscalía y la defensa del procesado, el hombre fue condenado a 17 años y 6 meses de prisión. Además, tendrá que pagar 66.66 salarios mínimos legales mensuales vigentes para la época de los hechos ($ 55.202.212).