Juan Sebastián quiere un taller para continuar con sus obras de arte

El sueño de Juan Sebastián Bula Din es ser un día ingeniero automotriz. Al pequeño, de 11 años, y que vive en el barrio Jesús Mora, de Turbo, le apasionan los carros, los aviones y los barcos y esa afición la demuestra en las creaciones que hace con elementos reciclables desde los 7 años.

Según cuenta su mamá, Hangely Din, su hijo comenzó a demostrar sus habilidades jugando con el armatodo. “Hacía barcos, robots y cosas así. Ya después empezó a hacer en cartón. Hizo un buque, una chiva, helicópteros, aviones, tractomulas, retroexcavadoras… Desde lo más pequeño hasta lo más grande que puede, a veces exagera (risas)”, cuenta.

Para sus obras, el niño, que cursa cuarto grado, pide cajas de cartón en las tiendas, emplea latas de cerveza, tapas de gaseosa, palos de helado y de bombón que rocoge de la calle. En menos de una hora puede construir una de sus máquinas, pues su talento sale al natural, casi sin necesidad de medir.

La réplica del Tancón de Turbo, ¿qué tal? /FOTO: CORTESÍA.

En un pequeño cuarto que le tienen habilitado hace sus trabajos y los exhibe en una vitrina para la gente que, además, le hace encargos particulares.

Pero la pandemia también ha afectado a Juan Sebastián, que se ha desmotivado para hacer sus obras, pues la gente ya no le compra.

El sueño de sus padres era matricularlo en una escuela de arte. Ahora, con lo que se está viviendo, esperan montarle un taller para que pueda vender sus obras.

https://www.instagram.com/p/B6Gv7U3HS3X/?utm_source=ig_web_copy_link

Tal es el talento de Juan Sebastián que en agosto del año pasado, después de conocer sus obras, del buque hospital Comfort, de Estados Unidos, que visitó el país, lo invitaron a un recorrido.

Si le gustan las obras de este pequeño talentoso, puede hacer encargos al teléfono 322 663 22 09.