Los detalles de la muerte del jefe de seguridad de la Casa de Nariño, quien estaría implicado en las chuzadas

Era uno de los hombres de la seguridad de Palacio de Gobierno y que estaría implicado en las chuzadas a la exeniñera de Laura Sarabia.

Coronel Óscar Dávila
Coronel Óscar Dávila. / FOTO: COLPRENSA

En la noche de este viernes, 9 de junio, las autoridades confirmaron el hallazgo del cuerpo sin vida del teniente coronel Óscar Dávila, el hombre que se encargaba de la seguridad de la Casa de Nariño, y quien estuvo bajo el mando de Laura Sarabia, la exjefa de Gabinete que salió de Palacio de Gobierno en medio de un escándalo por interceptaciones ilegales.

Fuentes de la Sijín le contaron a Q’HUBO los detalles de su suicidio, pues el pasado jueves se habría reunido con el abogado Miguel Ángel del Río, a quien le habría contado que estaba recibiendo amenazas desde la Fiscalía.

“El día de ayer (8 de junio) me reuní con el Coronel Dávila, quien me buscó para manifestarme que de la Fiscalía lo estaban amenazando. Le advirtieron que no se detenían ‘hasta que corriera sangre’. Hoy se quitó la vida con su arma de dotación. Lo de la Fiscalía es una persecución infame”.

Dijo el abogado.

Autoridades confirmaron a esta redacción que el uniformado iba en un carro con el conductor antes de acabar con su vida.

Su muerte se produjo luego de que estallara un escándalo en la Casa de Nariño en el cual se han mencionado interceptaciones ilegales a Marelbys Meza, la exniñera del hijo de la jefa de Gabinete, Laura Sarabia, a quien un informe de policía judicial la habría vinculado de forma irregular con alias Siopas, uno de los cabecillas del Clan del Golfo.

Antecedente:

Así lo confirmó la Fiscalía General de la Nación, que también cuestionó la prueba de polígrafo a la cual fue sometida la exempleada, luego de que de la casa de la entonces funcionaria del Alto Gobierno se desapareciera un maletín con $35 millones.

Ante esto, el ente acusador citó a tres patrulleros y a un intendente de la Policía a interrogatorio por las interceptaciones ilegales a dos extrabajadoras de la casa de Sarabia.

“El día de hoy, 2 de junio de 2023, se están adelantando inspecciones judiciales y se ordenó que se realicen diligencias de interrogatorio a tres patrulleros y un intendente de la Policía Nacional, quienes se desempeñaban, uno como analista de comunicaciones, y los otros tres como investigadores”.

Afirmó el ente acusador en un comunicado de prensa.
Comunicado Fiscalía chuzadas

El anuncio del coronel Dávila

Una carta fechada el 2 de junio en la que el coronel Óscar Dario Dávila solicitaba a la Fiscalía ser escuchado acerca del escándalos que afectó a la exjefe de gabinete Laura Sarabia, se conoció después de su muerte.

Aunque no estaba vinculado al hecho, Dávila expresó al ente investigador: “solicitó se me informe mi vinculación como indiciado, y reitero mi disponibilidad de presentarme en fecha y hora que se señale para ser escuchado en interrogatorio”.

En el documento, el coronel se presenta como coordinador de protección anticipativa de la jefatura de protección presidencial y, se pone en completa disposición para contribuir al esclarecimiento de los hechos que son materia de investigación.

“Todo lo anterior, tiene su génesis en las denuncias y publicaciones presentadas que tratan sobre el caso de la jefe del Despacho Presidencial Laura Sarabia, en los que presuntamente vinculan a la Jefatura”, recalca.

Al final de la carta deja sus datos de contacto para ser ubicado ante cualquier requerimiento, la misma dirección en la que fue encontrado la noche del viernes, 9 de junio, sin signos vitales por investigadores del CTI de la Fiscalía.

Según el presidente Gustavo Petro, el coronel Óscar Dario Dávila se suicidó, así lo confirmó en un Tweet: “Cerca a su casa mandó a su conductor por una botella de agua, éste dejo su pistola en el asiento y cuando regresó delante de él se suicidó con un disparo en la cien con la pistola que había dejado”, escribió Petro.

Crisis en Palacio

En la Casa de Nariño continúa la ‘turbulencia’ por el caso. Este semana se conoció, a través de medios de comunicación, que el embajador de Colombia en Venezuela, Armando Benedetti, se reunió días previos a que estallara el escándalo, con Marelbys Meza, en Venezuela. Al parecer, el diplomático influyó en ella para contar lo que sucedió.

Tras el escándalo, el presidente Gustavo Petro pidió las renuncias de Laura Sarabia, como jefa de Gabinete; y de Armando Benedetti, como miembro del cuerpo diplomático de Colombia.

Antecedente:

Tanto la Fiscalía General de la Nación como la Procuraduría avanzan en las diligencias de indagación e investigación para determinar hechos y personas vinculadas con este episodio, que inició con una polémica prueba de polígrafo y terminó con interceptaciones ilegales.

Q’HUBO Bucaramanga

Más noticias: