Juventus podría comprar las nóminas de 10 equipos colombianos con lo que se ahorrará en salarios

Volante antioqueño Juan Guillermo Cuadrado, al servicio de Juventus. / FOTO: JUVENTUS.

Durante estas semanas se ha venido hablando alrededor del mundo sobre la reducción de los salarios o la cancelación de contratos en el peor de los casos, en diferentes clubes de fútbol. Sin competencia, los ingresos en los equipos claramente no serán los mismos. Llegar a una solución parece ser un problema, pues desde diferentes partes deben lograr un acuerdo.
Sin embargo, en momento de crisis, uno de los más grandes y poderosos del planeta supo dar ejemplo. En la Juventus alcanzaron un punto medio, no por imposición de los directivos, definieron un recorte a los sueldos del plantel y del cuerpo técnico. Y aunque no se dio a conocer el porcentaje del mismo, en principio se acordó que será por los meses de marzo a junio, dejando un sorprendente ahorro: 90 millones de euros.
Para ajustarlo un poco a nuestro entorno, con lo que dejan de pagar en 4 meses podrían comprar las nóminas completas de los 10 equipos colombianos de menor valor de mercado (según Transfermarkt): Pasto, Once Caldas, Bucaramanga, Jaguares, Patriotas, Alianza Petrolera, Envigado, Cúcuta, Boyacá Chicó y Pereira. O bien, las de Medellín, Nacional, América y Millonarios. ¡Una cosa de locos!
De acuerdo a los medios italianos, fue el capitán Giorgio Chiellini el que les informó al resto del grupo el acuerdo alcanzado, encontrando plena disposición de cada uno.

El delantero argentino Paulo Dybala es uno de los grandes referentes del plantel.

Cabe recordar que la Vecchia Signora tiene al menos 6 o 7 futbolistas de un alto valor de mercado y por consecuencia sus salarios deben ser astronómicos: Paulo Dybala (90 millones de euros), Cristiano Ronaldo (75), Matthijs de Ligt (75), Miralem Pjanic (65), Alex Sandro (50), Rodrigo Bentancur (50) o Wojciech Szczesny (40). El colombiano Juan Guillermo Cuadrado está tasado en 18 millones de euros.
El club ratificó que en junio podrían volver a negociar dependiendo de las circunstancias y en caso de retomar la actividad, podrían hacerles adiciones a los sueldos.