Deportistas olímpicos acaban con mito de las camas ‘antisexo’ elaboradas para Tokio 2020 y, como es habitual, les repartirán preservativos

/ FOTO: EFE.

Desde que los atletas clasificados comenzaron a arribar a la villa olímpica en Tokio, no dudaron en disfrutar de cada detalle y servicio que esta les presta, pero algunos se dieron a la tarea de comprobar de inmediato si las camas ‘recicladas’ eran ‘antisexo’, como se había anunciado anteriormente.

Lea también: EN MEMES: Así se despidieron los colombianos del ‘Desafío The Box’.

Las ya famosas camas ‘antisexo’ fueron anunciadas como una medida diseñada para evitar las relaciones íntimas durante la justa deportiva, para reducir los riesgos de contagio de Covid-19 y evitar la propagación de enfermedades de transmisión sexual; incluso se había insinuado que el mobiliario no podría resistir el peso de 2 personas y no pensaron que eso podría ser un reto para los competidores olímpicos.

Pues resulta que algunos atletas ya comenzaron a subir videos donde saltan y se lanzan para comprobar esa teoría que les vendieron, pero lo cierto es que Airweave, la compañía que está detrás de este proyecto, ya había informado que muebles reciclados son capaces de soportar nada menos que 200 kilos de peso y no hay riesgo de colapso a menos que se salte sobre ellas.

“Esas camas pueden soportar hasta 200 kilos. La madera y el cartón se romperían si saltas sobre estas, difícilmente podrían soportar el peso de 2 personas, ya ni se diga una celebración eufórica”.

Aseguró en su momento el director de la Villa Olímpica, Takashi Kitajima.

Pues señores, la prueba de saltos y kilos fue superada.


Condones para llevar a los países

Además, en esta campaña antisexo, la organización de los Juegos distribuirá preservativos a los atletas participantes, como es habitual en estos eventos, aunque les pedirán no usarlos durante la competición, en línea con las medidas anticovid.

Según Takashi Kitajima, director de la Villa Olímpica, “la distribución de condones tiene como objetivo concienciar sobre enfermedades de transmisión sexual (ETS) como el VIH, que son una amenaza para los jóvenes en muchos países”.

Y enfatizó que “el objetivo no es que los usen en la villa olímpica, sino que pediremos a los atletas que se los lleven de vuelta a sus países de origen para cooperar en concienciación de las ETS y de su erradicación”.

El reparto de condones entre deportistas es una medida habitual en los Juegos Olímpicos desde 1998 por iniciativa del Comité Olímpico Internacional.

Los organizadores tienen previsto repartir unos 160.000 preservativos entre los más de 11.000 atletas que participarán en los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de la capital nipona, según cifras recogidas por medios locales.